Innovación y mayor productividad, claves para que crezca la ganadería

Inicio/Novedades/Innovación y mayor productividad, claves para que crezca la ganadería

Innovación y mayor productividad, claves para que crezca la ganadería

Medio: Clarín Rural
Fecha: 30/07/2016

Con nuevas reglas de juego, se abren oportunidades para el sector. Los expertos las analizaron en una jornada organizada por Biogénesis Bagó.

Mejorar los índices de preñez es una de los desafíos que hay que encarar. Productores y especialistas contaron sus experiencias en Palermo.
En un momento delicado para los tambos, Chiavassa contó cómo hicieron para duplicar la producción de leche en solo cinco años en el tambo familiar de la localidad de Carlos Pellegrini, en Santa Fe. Desde 2009, cuando el joven administrador de empresas se incorporó a la firma del padre, sumaron herramientas de manejo de la información que fueron clave para afinar el esquema, y de esa manera multiplicaron los litros de leche y agrandaron un 45 por ciento el rodeo sumando apenas cuatro hectáreas al tambo.
“Los límites muchas veces están en la cabeza del productor”, aseguró Chiavassa.
Alberto Guil, productor ganadero, dijo que hay que producir carne de calidad, y la calidad la vamos a lograr con genética.
Y respecto de la estrategia para afrontar la crisis actual, afirmó que la manera de sobrevivir es tener objetivos claros y confiar en ellos. “Las crisis dejan al descubierto el carácter, las convicciones y objetivos. Por eso, para salir de la crisis hay que hacer más de lo mismo, ya sea aumentar la productividad o trabajar más en equipo. Si se mantiene una visión de largo plazo los equipos de trabajo responden”, remarcó.
A su lado estaba Hernán Bertotti, veterinario del tambo, quien agregó que lo principal es mantener el estatus sanitario de todo el rodeo. “Otro pilar es la identificación temprana de enfermedades. Hoy el collar de datos nos permite detectar muy rápido las variaciones de la rumia de cada animal”, detalló.
Luego fue el momento de conocer la experiencia del reconocido empresario Alberto Guil, presidente de Delfinagro, quien hace cría, invernada, feedlot y maneja una cabaña Angus con múltiples premios en Palermo. Guil contó que actualmente tiene nada menos que 18.700 vientres en servicio y un 83 por ciento de destete, un valor muy superior a la media nacional. “No hacemos novillito liviano, consideramos que tenemos que aumentar el peso de faena, producir más con los mismos terneros -dijo-. Los medicamentos son caros, pero mucho más caro es que se mueran los animales en el campo, así que estamos jugados a muerte con los planes sanitarios”, remarcó.
Cristian Chiavassa, productor tambero, destacó que los límites muchas veces están en la cabeza de los productores. Para salir de la crisis hay que aumentar la productividad.
El empresario habló claro sobre el rumbo que debe tomar la ganadería argentina. “Tenemos que producir carne de calidad, y la calidad la vamos a lograr con genética. Los negocios brillantes en el mundo se acabaron, pero la carne vacuna es uno de los mejores negocios que se puede tener en la Argentina”, afirmó.
Para confirmar sus palabras, durante el simposio hubo varios disertantes que reforzaron la idea de que el futuro del mercado global de carne bovina es prometedor, y que la Argentina está en inmejorable posición para aprovecharlo. Entre ellos se destacó un grupo de empresarios que participó recientemente de la reunión del G20 en China, donde la producción de alimentos fue protagonista. Rafael Bonasso, gerente general del Rabobank en Argentina, fue de la comitiva y durante el simposio mostró estimaciones elocuentes sobre el crecimiento de la clase urbana en China. “La china urbana en 2024 va a estar entre las poblaciones demandantes de alimentos de calidad, tendrá que salir a incorporar masivamente proteínas animales, y allí la Argentina tiene una oportunidad enorme”, afirmó.
Hugo Sigman, CEO del Grupo Insud, indicó que el año pasado China nos compró 1.500 embriones Angus y ahora Biogénesis está por inaugurar allá una fábrica de vacunas antiaftosa.
Mientras tanto, el país asiático ya está utilizando la genética bovina de nuestro país e incorporando tecnologías argentinas de sanidad.
El empresario Hugo Sigman es CEO del Grupo Insud, que entre otras cosas es socia de Biogénesis Bagó y dueña de la cabaña Los Murmullos. Él contó que el año pasado le vendió a China 1.500 embriones Angus, y que en este momento Biogénesis está a punto de inaugurar en la República Popular una planta de última generación para la producción de vacunas antiaftosa. Se trata sin dudas de un hito para la vinculación entre la Argentina y China. “Hacer negocios en China requiere mucha paciencia y sacrificio, pero es un mercado extraordinario”, dijo Sigman.
En la jornada quedó en claro que hay opciones para crecer, apalancándose en la innovación y la búsqueda de una mayor productividad. La cadena ganadera argentina tiene mucho para dar en ese sentido. Está claro.

Fuente: http://www.clarin.com/rural/innovacion-productividad-claves-crezca-ganaderia_0_SkzbtMtO.html

2017-04-26T13:14:25+00:00